Una carta de crédito Stand-By es un instrumento flexible que puede ser utilizado para garantizar diferentes clases de contratos, en el cual, si el solicitante no cumple con lo pactado, el banco garantiza el pago al beneficiario. A diferencia de la carta de crédito comercial, que básicamente es un mecanismo de pago, una carta de crédito Stand By es una especie de garantía bancaria que se utiliza para cubrir obligaciones financieras por falta de pago.

 

Beneficios

  • Flexibilidad, por su gran diversidad de tipos y operaciones comerciales y de servicios, tanto nacionales como internacionales.
  • Financiamiento adicional que G&T Continental El Salvador ofrece en caso de que lo necesite para la operación determinada, la cual permite a las empresas a minimizar el flujo de efectivo.
  • Tranquilidad, por la garantía que representa la participación de G&T en la transacción.
  • La Carta de Crédito da garantía al vendedor, al existir un banco en la operación comercial.
  • Es un instrumento sumamente flexible, el cual se adapta a las condiciones de la operación comercial o de servicios.
  • Seguridad de que el pago se efectuará hasta que el vendedor haya cumplido con términos y condiciones del crédito.
  • Respaldo de un banco para efectuar los pagos.
  • Disminución en los costos financieros, ya que el pago se realiza hasta la recepción de los documentos.
  • Asesoría profesional y experta, en este tipo de transacciones.
  • Certeza  que el exportador recibirá el pago, una vez cumpla con el envío de las mercancías en la forma y plazo convenidos
  • Una carta de crédito irrevocable, protege al exportador del riesgo de impago, causado por insolvencia del comprador